Deportes | coronavirus | Deportes | boxeo

Nicaragua ignora la pandemia: habrá una velada de boxeo

Con medidas de prevención, habrá ocho combates en el Polideportivo Alexis Argüello de Managua. El Gobierno no impuso restricción alguna ante la pandemia.

A contramano de las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud, pero en sintonía con lo que viene sucediendo en ese país durante la pandemia de coronavirus que afecta a gran parte del planeta, Nicaragua será sede este sábado de una velada de boxeo en la que se llevarán a cabo ocho combates profesionales en el Polideportivo Alexis Argüello de Managua, donde el público podrá concurrir con entrada libre y gratuita. Sí, nada de puertas cerradas.

En circunstancias normales, nadie prestaría demasiada atención a un combate a ocho asaltos entre los locales Robin Zamora y Ramiro Blanco. Sin embargo, buena parte de los ojos del mundillo del pugilismo estarán puestos en la capital nicaragüense, ya que será la primera cartelera televisada desde el inicio de la pandemia (ESPN transmitirá para Argentina desde la medianoche).

La velada, que cuenta con el aval del Gobierno de Daniel Ortega (será emitida para ese país por el canal estatal), es organizada por la promotora Búfalo Boxing, dirigida por Ruth Rodríguez, esposa del ex campeón mundial mínimo y minimosca Rosendo Álvarez, quien oficia de manager de algunos de los boxeadores que pelearán el sábado.

Hasta el viernes, el Ministerio de Salud de Nicaragua registraba 11 casos de COVID-19, de los cuales tres habían derivado en muertes, y otros 15 sospechosos. El Gobierno no dispuso medidas restrictivas de ningún tipo, por lo que se siguen efectuando eventos de concurrencia masiva. Esta semana, por caso, se celebraron las fiestas patronales de San Marcos, 45 kilómetros al sur de Managua, sin medida de prevención alguna.

Pese a la aparente normalidad, los organizadores de la velada del sábado tomarán una serie de recaudos especiales para minimizar las posibilidades de contagio. “La promotora está comprometida en garantizar la seguridad a todos los aficionados que van a presenciar este evento. Estamos cumpliendo con lo que ha estipulado el Ministerio de Salud”, enfatizó Álvarez.

¿Y los boxeadores? Nada cambiará para ellos en cuanto a la dinámica y la indumentaria habitual en cualquier combate. En un deporte de proximidad y contacto permanente, esto podría representar un riesgo. El viernes, durante el pesaje, la presidenta de Búfalo Boxing afirmó que todos los púgiles habían superado los estudios médicos de rigor, aunque no especificó si habían sido sometidos a test de COVID-19.

En la sesión de pesaje, algunos boxeadores subieron a la balanza con sus rostros cubiertos con mascarillas, que también utilizaron durante la sesión de fotos posterior, en la que los rivales suelen pararse frente a frente con una distancia mínima de separación.

Síganos en Google News