Deportes | Messi | campo | Barcelona

Con Messi a la cabeza, Barcelona volvió a los entrenamientos

Messi, Luis Suárez y Arturo Vidal fueron los primeros en finalizar la práctica. Los futbolistas fueron separados en grupo para respetar la distancia social.

De manera paulatina y tomando sus recaudos, el fútbol español intenta volver a la “normalidad” lo más rápido posible. Mientras Alemania ya tiene una fecha estipulada para el regreso oficial de la Bundesliga, distintos equipos de La Liga de España comenzaron a entrenar. Este es el caso del Barcelona, entidad que el miércoles sometió a su capitán Lionel Messi y al resto de su plantel a exámenes para determinar si alguien fue contagiado de coronavirus. Los resultados fueron satisfactorios: no hubo casos positivos.

Tras conocerse este dato, los deportistas acudieron en grupo (para respetar el distanciamiento social y el protocolo que rige a raíz de la pandemia del COVID-19) para realizar trabajos de alrededor de una hora y media en el complejo de Sant Joan Despí. Los jugadores llegaron al establecimiento con la ropa de entrenamiento y no tuvieron acceso a las duchas ni a los vestuarios.

Para cumplir con la distancia de seguridad obligada por las autoridades sanitarias, el plantel dirigido por Quique Setién utilizó el Campo Tito Vilanova, el campo 2 y el campo 3 divididos en grupos de dos ó tres futbolistas.

messi entrenamiento barcelona1.jpg
Lionel Messi encabezó el regreso a los entrenamientos del Barcelona

Lionel Messi encabezó el regreso a los entrenamientos del Barcelona

A su vez, junto al 10 argentino también se movieron el uruguayo Luis Suárez y el chileno Arturo Vidal. Suárez realizó un entrenamiento diferenciado, ya que se encuentra en plena recuperación de una lesión de rodilla y de la operación a la que se sometió a principios de enero.

El entrenador blaugrana, Quique Setién, que se presentó al entrenamiento ataviado con tapabocas como el resto del cuerpo técnico -no así los jugadores, que dejaron la obligada distancia de seguridad mínima de dos metros con sus compañeros-, dirigió una primera sesión con presencia de la filial.

Quien no pisó el cesped en la primera jornada de entrenamientos del Barcelona después de 56 días fue el francés Ousmane Dembélé, lesionado de larga duración, y cuya ficha en La Liga ocupa el delantero danés Martin Braithwaite, adquirido por el Barcelona fuera del mercado invernal al Leganés para cubrir su plaza.

Síganos en Google News