Mundo | coronavirus | Ecuador | MUERTE

Aumenta el terror en Ecuador: ya son 98 muertes

El país tiene la peor tasa de infectados y decesos por coronavirus en Sudamérica. Tras los reclamos de la gente, comenzaron a retirar los cadáveres de las calles.

Funerarias desbordadas, muertos que los propios familiares sacan a las calles. Toque de queda. Ecuador, el país con la peor tasa de infectados y decesos por coronavirus en Sudamérica, registró hasta este jueves un total de 98 muertos y se prepara para tener entre 2.500 y 3.500 sólo en la provincia de Guayas, la más afectada por la pandemia.

En medio del caos, el gobierno de Ecuador informó que retiró 150 cuerpos que yacían en las calles y en viviendas de Guayaquil, la zona más afectada por la pandemia. Las autoridades no han confirmado cuántas víctimas de COVID-19 hay entre eos fallecidos.

El país registra una tasa de mortalidad por coronavirus de 3,4%, inferior al promedio mundial que "al día de hoy es de 4,9%”, dijo el ministro de Salud Pública, Juan Carlos Zevallos, quien elevó la cantidad total de contagiados a 2.758 y agregó este miércoles que había 3.428 personas sospechosas de haber contraído la enfermedad.

Cuatro de los 25 muertos en las últimas 24 horas eran periodistas, mientras otros 14 trabajadores de prensa estaban aislados por presentar síntomas tras haber trabajado en Guayas, la región más afectada en el país, informó la Fundación Andina para la Observación y Estudios de Medios.

Más de 70% de los casos de infectados se concentran en la provincia costera de Guayas, el epicentro de la pandemia desde el primer momento, en especial su capital, el corazón económico del país, Guayaquil.

“Expertos médicos nos han dicho y estiman que fallecidos en estos meses llegarán entre 2.500 y 3.500 por el Covid-19 solo en Guayas y para eso nos estamos preparando”, afirmó el jefe de la Fuerza de Tarea Conjunta en esa región, Jorge Wated, según la agencia de noticias EFE.

Wated aseguró que se aumentó “el horario de atención de camposantos y funerarias”, y se reforzó “el otorgamiento de certificados de defunción”. Además informó que pasaron de "levantar 30 fallecidos diarios a 150” en los últimos tres días, luego de varios días de polémica por la lentitud de las autoridades y las cocherías para disponer de los cadáveres.

En cambio, la provincia de Pichincha, cuya cabecera es Quito, la capital del país, mantuvo una curva de contagio mucho más estable y registraba 245 casos de infectados.

Ecuador reportó su primer caso de coronavirus el último día de febrero y sólo le tomó dos semanas al gobierno de Moreno declarar el estado de excepción.

Pero, pese a las medidas tempranas, Moreno dejó mucho librado a la decisión de los gobernadores y alcaldes. La diferente curva de contagio entre Pichincha y Guayas demuestra el distinto impacto que tuvieron las medidas más estrictas en Quito que la laxitud de Guayaquil, donde continuaron los eventos masivos aún cuando el brote era público.

Síganos en Google News