Nacionales | femicidio | sábanas | muerta

Posible femicidio: Apareció ahorcada con sábanas

Una mujer apareció ahorcada en su habitación. Su pareja dice que fue un suicidio, pero se investiga si no fue un femicidio

Una joven mujer de 21 años fue encontrada ahorcada con una sábana en una vivienda de la localidad bonaerense de Villa Caraza y detuvieron a un hombre de 47 años acusado de haber intentado simular que ella se quitó la vida. Si bien las autoridades primero consideraron que fue un suicidio, habría más pruebas que apuntarían a que la muchacha fue víctima de un femicidio.

La joven fue descubierta muerta en una casa situada en Yerbal al 3.300, entre Estados Unidos e Islandia, en jurisdicción de la mencionada localidad del partido de Lanús.

Según informa Crónica, fuentes tanto judiciales como policiales confirmaron que la investigación comenzó cuando un hombre, identificado como Ariel Alberto Martínez (47), llamó al 911. Al llegar al lugar, personal de la Comisaría 9ª de Villa Caraza se entrevistó con él, quien les relató que había encontrado muerta, ahorcada con sábanas, en la habitación de su vivienda a una joven, llamada Milagros Orieta, con la que mantenía una relación sentimental.

image.png

Martínez aseguró que pasó a buscar el jueves por la tarde a la joven por su trabajo y llegaron a su casa alrededor de las 17. Al día siguiente, pasadas las 6 de la mañana, el hombre dijo que se fue para su trabajo de repartidor en la Ciudad de Buenos Aires y volvió cerca de las 12.30. Afirmó que ingresó a la habitación y la encontró muerta, arrodillada con sábanas en su cuello.

Personal del Sistema de Atención Médica de Emergencias (SAME) constató que Orieta estaba fallecida, mientras que peritos policiales establecieron que el posible deceso fue por asfixia mecánica con una sábana anudada al cuello y atada por su otro extremo a la puerta, dijeron las fuentes. Los pesquisas determinaron que no había signos de violencia en la puerta de ingreso o ventanas ni tampoco había faltante de elementos de valor, inclusive en la cartera de la víctima secuestraron unos 30.000 pesos.

"La causa comenzó como un suicidio, pero se fueron sumando pruebas que orientaron la investigación hacia un femicidio", precisó un vocero. Por otra parte, familiares de Milagros señalaron que ella sufría violencia física y que habían visto lesiones en su cuerpo en otras oportunidades. El personal policial secuestró en el lugar varios blísters vacíos de medicación psiquiátrica y teléfonos celulares para ser peritados.

Síganos en Google News